LOS 10 BENEFICIOS PRINCIPALES DE JUGAR AL PÁDEL

El pádel se ha convertido en los últimos años en el deporte de moda y de mayor crecimiento en el panorama nacional e internacional.

Son muchos los factores que hacen que este deporte este en auge, pero ¿sabes cuáles son los principales beneficios que te aporta la práctica del pádel?

  1. Mejora tu coordinación y reflejos
    Es evidente. El pádel es un deporte de coordinación y reflejos por lo que con cada práctica irás trabajando en estas cualidades, que se verán mejoradas también en los demás aspectos de tu día a día.
  2. Elimina estrés
    La vida diaria nos hace acumular preocupaciones, el trabajo, la escuela, los amigos, familia, etc… lo que poco a poco aumenta nuestro nivel de estrés. El pádel nos ayudará a desconectar del mundo exterior y concentrarnos en el partido. Entre las cuatro paredes solo estaréis tus compañeros de partido y tú. Incluso si el partido es con compañeros de trabajo, el pádel te ayudará a no pensar en otra cosa y desconectar de las preocupaciones.
  3. Tonifica los músculos
    Como toda actividad deportiva, la práctica del pádel te ayudará a tonificar los músculos, especialmente el tren inferior como son piernas y glúteos, aunque los brazos, cintura y espalda también se verán fortalecidos con los diferentes movimientos necesarios para realizar las jugadas.
  4. Ejercicio aeróbico, cardiovascular y velocidad
    El pádel es un ejercicio aeróbico, por lo que, como todos los ejercicios de este tipo, al realizarlo de forma moderada te ayudará a fortalecer y mantener joven tu corazón. Además, te ayudará a sentirte en forma y fatigarte menos en tus actividades diarias.
  5. Flexibilidad
    Los niños aprenderán a tener la buena costumbre de hacer estiramientos antes y después de hacer deporte, además de que se estirarán y maniobrarán constantemente para atrapar la pelota, mejorando drásticamente su flexibilidad.
  6. Ayuda a la superación personal y compromiso
    Con la práctica del pádel tú te marcarás tus propias metas. Serás tú quien se marque sus metas y objetivos a conseguir a corto, medio y largo plazo, por lo que es un medio perfecto para superarte a ti mismo.
  7. Trabajo en equipo
    El pádel es un deporte de parejas. Por eso tus acciones durante el juego os afectarán a ambos. El trabajo para conseguir los mejores resultados, saber cuándo actuar y cuándo dejar hacer a tu compañero, responsabilizarte de las acciones como equipo… son valores imprescindibles también fuera de las cuatro paredes de la pista.
  8. Es divertido
    Al ser un deporte social, el pádel es muy divertido. Desde el primer punto, e independientemente de tu nivel, el pádel te permitirá reírte y disfrutar en todo momento del juego y de la compañía.
  9. Mejora la sociabilidad
    Siempre resulta fácil encontrar gente con quien echar un partido. Amigos, compañeros de trabajo, compañeros de clases… Con el pádel podrás conocer nuevas personas con las que hasta ahora no te habías relacionado en otros ámbitos.

Si hasta ahora no estabas seguro de animarte a convertir el pádel en parte de tu rutina, con estas razones no tendrás excusa para no hacerlo. Además es una forma perfecta de hacer deporte.

  1. Control de las emociones
    Todos los niños tienen que saber perder además de controlar su forma de hacerlo. es una lección de vida muy importante, no solo para el pádel. Tambíen se trabaja el repeto hacia el oponente.

Utilizamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento del sitio web y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra