DEPORTE REY, EL FÚTBOL EN VALORES

El fútbol como actividad educativa

El Deporte desde un punto de vista educativo, es un excelente recurso para el desarrollo fisiológico, psíquico y afectivo, así como un estupendo elemento de ocio, adquiriendo por todo ello una especial relevancia en la vida de cualquier persona. El fútbol nos enseña unos valores como pueden ser; puntualidad, sacrificio, disciplina, satisfacción y calidad de vida, integrada por una serie de bienes, posibilidades y servicios.

Este deporte puede convertirse en un medio no educativo porque, mal utilizado, puede desarrollarse de forma competitiva, injusta, poco participativa, egocéntrica; en definitiva, inadecuada si lo que buscamos es imitar el modelo que nos ofrece la alta competición.

Son numerosas las características asociadas al fútbol que le facultan como actividad, contenido o hecho educativo, cada una de ellas asociada a una función concreta, entre las cuales podemos destacar que:

  • Nos divierte y alegra la vida, favoreciendo la creación de hábitos de ocupación del tiempo libre.
  • Promueve las relaciones sociales, favoreciendo el desarrollo afectivo.
  • Desarrolla el espíritu de trabajo en equipo y el principio de igualdad, fundamentales para vivir en sociedad.
  • Promueve el desarrollo de valores morales y cívicos a través de normas como el respeto a los adversarios y a las reglas establecidas.
  • Compensa posibles desequilibrios físicos.
  • Elimina la tensión mental.

 

Etapas deportivas

En la práctica de este deporte, es aconsejable que se realice a partir de los 5-6 años para que el alumno pueda desarrollar una plena formación integral desde su etapa inicial y orientarse a la práctica recreativa. Seguidamente, continúa con la etapa de desarrollo (11-14 años) en la cual progresan en la técnica deportiva y por último, la etapa de perfeccionamiento a partir de los 15 años, con la que perfeccionan los diferentes elementos y consiguen un buen nivel de ejecución.

 

El fútbol en la actualidad

Hoy en día un factor negativo en el fútbol es el llamado “rendimiento de elite” Esta faceta es muy selectiva y por eso hace que pocos tengan acceso a ella. Incluye las categorías superiores del deporte federado y del profesional.

El carácter educativo del deporte se ha puesto en duda, entre otras cuestiones, por este factor ya que lo que intenta es repetir o calcar el modelo competitivo, e incluso alienante del deporte profesional. A todo este aspecto ideológico habría que añadir la forma en que se enseñan los deportes en la escuela, casi siempre mecanicista y buscando exclusivamente la eficiencia del gesto técnico; y por otro lado que predomine los factores no deseables de la competitividad deportiva en lugar de desarrollar principios de cooperación, inteligencia y responsabilidad personal.

No obstante, el fútbol posee un profundo valor educativo ya que pretende el desarrollo individual, la adaptación al medio en el que se mueve el sujeto y la interacción social. Todo esto dependerá de la orientación que le dé el entrenador, si como medio educativo o de rendimiento, donde primen más los objetivos educativos que los estrictamente deportivos.

 

  • Bibliografía: Cagigal, J.M. El Deporte en la sociedad actual. Madrid. (2003).

 

Escrito por: Jorge Baena Tendero

Utilizamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento del sitio web y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra